Debaten sobre los decomisos en Pomona

La política de incautación de coches está a debate.

La política de incautación de coches está a debate.

Foto: Archivo / La Opinión
PUBLICADO: EST Mar 6, 2012 1:41 am EST
Advertido que la propuesta es un riesgo para los residentes, contradice leyes estatales y reduciría los ingresos públicos, el Concejo de Pomona discutía anoche una ordenanza que pide a la Policía cancelar los decomisos inmediatos de los autos de los conductores sin licencia. El debate, que coincide con una proposición en Los Ángeles que permitiría a los indocumentados recuperar sus coches al día siguiente de la confiscación, se presenta en medio de acusaciones de que la Policía de Pomona se basa en prejuicios raciales para incautar los vehículos de los inmigrantes. "Es injusto que paguen miles de dólares para recuperar sus coches; tienen que dejar de comer y de pagar la renta", expresó Ángela Sanbrano, integrante de la Coalición Pomona Habla, que por cuatro años ha luchado para cambiar el protocolo de la Policía de esa ciudad. Desde hace un par de años en Pomona, donde el 64% de la población es latina, han llovido las protestas afuera del Ayuntamiento y cerca de los retenes de la Policía, pidiendo el cese de los decomisos. Anoche, en la reunión del Concejo, decenas de personas dieron su testimonio a favor y en contra del plan, que permitiría a los choferes sin licencia llamar por teléfono a alguien para que se haga cargo del coche y evitar la incautación. La propuesta, que no excentaría a quienes tienen una licencia suspendida o revocada, pide a los agentes esperar hasta 45 minutos al dueño registrado del auto o a una persona autorizada por él. Esto aplicaría en todas las paradas de rutina de la agencia. "¡No somos terroristas!", señaló un hombre al cual la Policía le ha decomisado el coche cinco veces. Pero la propuesta se ha topado con una fuerte oposición. En un reporte conjunto, la Policía de Pomona, la Procuraduría local y el Gerente Municipal recomiendan al Cabildo votar en contra, citando que dicho plan se opone a leyes estatales y afectaría las arcas de la ciudad. De hecho, considerando un fondo de medio millón de dólares obtenido en el año fiscal 2006-2007 por decomisos, en Pomona se comprometieron 660,000 dólares para el ciclo actual. "Una reducción en el número de vehículos confiscados resultará en un decremento en ingresos para la ciudad debido a cuotas más bajas por franquicias de grúas y liberación de coches", cita el informe. "Si la propuesta de ordenanza es adoptada, existe una alta posibilidad que la ciudad incurra en cargos de las franquicias de grúas cuando un policía llame a una grúa […] y el vehículo sea liberado", añade. El documento presentado anoche al Concejo de Pomona critica que si un policía debe permanecer en la escena por 45 minutos, a la espera del conductor con licencia, causaría "retrasos e incrementos del tiempo de respuesta y salarios por horas extraordinarias. Esto es especialmente agudo a la luz de una reciente reducción del 25% del personal del Departamento de Policía", indica. Además, alerta, los conductores no autorizados para manejar seguirían en las calles, lo cual representa un riesgo. Cifras de la Policía de Pomona exponen que de 2006 a 2009 los automovilistas sin licencia provocaron 920 choques, dejando un saldo de dos personas muertas y otras 452 heridas. Dicha propuesta, advierte el reporte, acarrearía responsabilidades legales y financieras al municipio. Son argumentos similares a los escuchados en Los Ángeles, donde la Comisión de Policía aprobó la semana pasada liberar los coches de las personas sin licencia al siguiente día del decomiso. En Pomona, sin embargo, ya hay un precedente a favor del cambio de protocolo. En septiembre de 2011, sus concejales aprobaron una resolución que respaldó la ley AB353, la cual prohíbe la incautación de vehículos de personas sin licencia en retenes de sobriedad (DUI Checkpoint). Distintas ciudades de California han flexibilizado sus políticas de decomisos: San Francisco, Berkeley, Santa Ana y Novato conceden cierto tiempo para que una persona con licencia vaya por el coche; Santa Rosa y Sonoma permiten que el auto sea estacionado en un lugar seguro; mientras que Bell Gardens y Huntington Park cancelaron las confiscaciones por 30 días.
Agrega un comentario

MÁS NOTAS